miércoles, 23 de mayo de 2018

Aprilskin: maquillaje en formato almohadilla.







Desde que probé los primeros productos en este tipo de formato "cushion" o almohadilla, esta opción se convirtió en uno de mis formatos favoritos de maquillaje. He probado bases, coloretes, iluminadores, y todos ellos me han gustado muchísimo. Me encanta lo cómodos que son de transportar, el acabado crema jugoso que suelen dejar y lo fácil que resultan de retocar.

Hace unos meses en ESTA ENTRADA os hablaba de mi primera base en este formato, la base Teint Idole Ultra Cushion de Lancôme, y hoy os quiero hablar sobre otra base también en almohadilla que estoy utilizando y adorando últimamente, os la enseño.

"Magic Snow Cushion" es uno de los productos de maquillaje de la marca de cosmética coreana AprilSkin. Una marca muy joven, nacida en el año 2014, pero que se ha creado ya una fama muy positiva entre los conocedores y amantes de la cosmética coreana, sobre todo por sus maquillajes y productos "cushion"

Lo que más me ha llamado la atención de esta base es su cobertura, si la aplicamos con esponjita tipo Beauty Blender, conseguimos una cobertura media, pero si la aplicación es con la propia esponja que viene en el estuche o con una brocha tipo pelirroja de Bobbi Brown, la cobertura es alta. Pero es una cobertura alta bonita, nada de esos acabados mate o pesados de antaño. El acabado es semi-mate, nada acartonado o artificial. Ahora, eso sí, en las zonas con poros dilatados yo la aplico con mano muy ligera para que no se marquen en exceso.

Al tener una cobertura alta, cubre la mayoría de las imperfecciones de la piel si es que queremos cubrirlas, como granitos, rojeces o distintas manchas pigmentarias. Hay que presionar muy poco sobre la almohadilla porque si apretamos demasiado obtendremos demasiado producto y el acabado al aplicar tanto sobre la piel será un poco cargado. Apenas tiene olor, y si se percibe, este desaparece al poco tiempo de aplicarlo.

Es una base cómoda de llevar si como os digo la aplicamos en capas finitas o de forma ligera, de esta forma no se nota nada pesada en la piel. Tiene una duración muy buena, en mi piel permanece de manera aceptable hasta las 8h, pero siempre la podemos llevar en el bolso para retocarnos si es necesario, ¡es lo mejor de este formato!

En la web de la marca recomiendan esta base para pieles de normales a mixtas, y yo os puedo decir que en mi piel mixta funciona fenomenal. Aprilskin comercializa también una base muy parecida a ésta que está recomendada para pieles secas, por si os interesa y es ese vuestro caso.

Destaco también de esta base su alto factor de protección solar: SPF50, y contiene óxido de zinc y dióxido de titanio, filtros minerales o físicos, es decir filtros que forman una barrera en la piel que refleja la luz solar e impide que los rayos solares sean absorbidos por nuestra piel, actuando a modo de pantalla. Mis filtros solares favoritos, lo que convierte a esta base en una opción perfecta para maquillaje de día.

Yo lo compré en una web de cosmética coreana llamada Yesstyle en la que muchas veces podéis encontrar ofertas y promos interesantes; la compré por unos 15€, y la única pega que le veo es que no hay recambios, y que al contener solo 15ml no es una base que sea difícil de acabar. Normalmente en la mayoría de los formatos en almohadilla, una vez que se acaba la base sólo hay que comprar el recambio que suele ser más barato y no hace falta deshacernos de todo el packaging. En este caso no es así, espero que en breve se lo planteen, cuanto menos plástico produzcamos, mejor.

Esta base la podéis encontrar en tres tonos diferentes:  21. Light Beige, 22. Pink Beige y 23. Natural beige. Mi tono en esta base es el 23, que podría corresponder a un NC 20 de Mac, es curioso que la mayoría de las bases occidentales me resulten oscuras, pero sin embargo ¡mi tono resulta oscuro para las pieles orientales! En cualquier caso, si sois morenas yo os diría que esta base no es apta para vosotras, tendréis que probar con bases occidentales en este formato, que últimamente son muchas.

Definitivamente esta compra ha sido un acierto y no descarto volver a comprarla, aunque lo de que no haya recambios para ella me hace plantearme la opción de seguir buscando otras bases similares pero con recambios.

¿Conocéis la marca Aprilskin? ¿Os gustan los productos de maquillaje en este formato?







viernes, 18 de mayo de 2018

"Not for me" 6. Decepciones cosméticas.








Hacía tiempo que no escribía una entrada como éstas, pero creo que es necesario que así como solemos escribir sobre productos que sí que nos funcionan y nos gustan, debemos de vez en cuando dar nuestra opinión sobre productos que a nosotras no nos han funcionado.

En este caso no hay incluido ningún producto de maquillaje, pero sí que hay varios corporales, faciales y capilares. ¡Vamos a verlos!

Empezaré por uno de los que más llamaban mi atención después de verlo en varias entradas y fotos en Instagram, es el Desodorante de Ben&Anna en su variedad Vanilla Orchid. Es un desodorante con una composición 100% natural, vegana, sin aluminio ni parabenos o siliconas. Ésto es lo que yo busco en un desodorante, bueno, ésto y que sea agradable y no me abandone. 

Pues bien, este no es el caso. Me resultaba desagradable de utilizar porque tiene unos pequeñas partículas que "rascan" la axila cuando te lo aplicas, además de que deja la axila con un tono marrón muy poco atractivo, que si bien es cierto que no mancha la ropa, no es algo que me resulte agradable en un desodorante y más de cara al verano, cuando empezamos a usar tirantes y las axilas están más visibles. Y lo peor de todo es que a mí me abandona, los olores tan fuertes a vainilla y orquidea se van alterando con el paso de las horas y mezclándose con el olor corporal y hacen que el resultado sea desagradable y no tenga nada de ganas de seguir usando este desodorante. Para mí es un no rotundo.

Otro de los productos más decepcionantes de los últimos días ha sido una pasta de dientes de Xyli White, en concreto la de aceite de coco, que es libre de flúor, SLS y parabenos, hasta ahí fenomenal, pero que no limpia nada los dientes, o al menos ¡esa es la sensación que yo tengo! Se supone que aparte de aceite de coco debería tener sabor mentolado, pero nada de eso, dulce, se diluye en seguida, apenas hace espuma... Otro que no pasa la criba, ¡y lo peor es que tengo otros dos tubos!

La verdad es que sobre los dos anteriores había leído bastantes críticas positivas, pero mi tercera decepción de hoy, la mascarilla nocturna de Laneige, surgió totalmente de un impulso por probar esta marca de cosmética coreana que tan buena fama tiene. Pues bien, para mí ha sido un fracaso total.

Es una mascarilla con una textura gel muy agradable, se absorbe rápidamente y huele muy bien, pero lo que realmente esperas de una mascarilla como ésta es que al día siguiente se note algo en tu piel, pero no es mi caso. No es un producto barato y su fórmula con varias siliconas, alcohol y perfume me deja bastante fría, pero lo peor es que en mi piel no funciona, así es que otro producto que es un "no" para mí. Menos mal que compré el tamaño "mini", es lo único que me consuela.

Pero el peor producto de todos los que os enseño hoy es sin duda la bruma para el pelo Cherry Blossom de la marca de cosmética coreana The Face Shop. Lo compré para acabar de rellenar un carro en una web coreana porque pintaba bien. Una bruma que aplicas en tu pelo, huele a flor de cereza y te aporta brillo e hidratación inmediata suena bien, ¿verdad? Pues desde luego no es esta bruma, amiguitas.

Lo primero que noté al aplicarla es que no huele a flor de cerezo ni mucho menos, sino que huele a alcohol, cosa lógica ya que es su 2º ingrediente después del agua. Los demás ingredientes son un despropósito total que incluyen un montón de parabenos, fenoxietanol y varios perfumes y conservantes potencialmente muy tóxicos. Aparte de su fórmula y aunque sólo lo he usado una vez, me dejó el pelo muy seco y con un olor a alcohol y a fragancias sintéticas tan insoportable que no lo he querido volver a usar. A la basura directamente.

Una pena que a veces compremos estos productos que suponen una pérdida de tiempo y de dinero, pero no se puede acertar siempre, así es que espero que al menos esta entrada os sirva para ahorraros disgustos y ese tiempo y dinero a vosotras, si es que estáis en duda sobre algunos de estos cosméticos que os enseño.

¿Conocéis alguno de estos productos? ¿Os gustan este tipo de entradas con productos que no funcionan?




jueves, 10 de mayo de 2018

Kiehl´s: nueva mascarilla reafirmante de hoja de jengibre e hibisco. Kiehl's Friends and Family Day.






¿A qué amante de la cosmética no le gusta una el pequeño ritual que implica utilizar en ocasiones una mascarilla? Somos una inmensa mayoría de "beauty-freaks" los que adoramos aplicarnos una mascarilla de vez en cuando y notar cómo nuestra piel reacciona tras ello. Mascarillas en tissue, mascarillas en varios pasos, mascarillas "nocturnas"... Afortunadamente para nosotras hay multitud de mascarillas enfocadas a distintas necesidades y  tipos de piel.

Debo confesaros que a mí me gustan todas, adoro ponerme una mascarilla de "tissue", dejarla actuar 20 minutos mientras me relajo en el sofá o me hago la manicura. Desafortunadamente estas mascarillas son las que menos utilizo por mucho me que gusten, y es que a diario no dispongo del tiempo necesario para aplicarlas, con frecuencia tengo que realizar mi rutina (sobre todo la nocturna) en muy pocos minutos, y aunque me encantaría seguir un ritual de cuidado facial muy largo cada día, me resulta prácticamente imposible; es por eso que últimamente acudo sobre todo a las mascarillas "overnight", las aplicas por la noche con la piel limpia o simplemente tonificada y dejas actuar toda la noche. Y ya. Son perfectas para las que adoran este ritual pero no tienen tiempo para ello. Como muchas de nosotras.

La última que he descubierto y me encanta (no todas me han funcionado, en mi perfil de IG tenéis una en la que había puesto muchas esperanzas y ha resultado ser un fiasco), es el último lanzamiento de Kiehl´s, la mascarilla reafirmante de hibisco y hoja de jengibre.

Como ya sabéis la marca de cosmética americana Kiehl's está en constante búsqueda de nuevos productos e ingredientes, y lanzando al mercado muchas nuevas referencias cada año, su última sorpresa ha sido esta mascarilla reafirmante nocturna.

Hay muchas cosas que llaman la atención en esta mascarilla, como su color o su olor a rosa y vanilla, pero lo que más me sorprendió en un primer momento es su textura como de crema batida, aterciopelada y ligera. Solo tenemos que aplicar una pequeña cantidad de producto sobre la piel de rostro y cuello y masajear en movimientos ascendentes. Un minuto de aplicación es mi caso y la mascarilla se absorbe completamente sin dejar ninguna sensación pesada o pegajosa ni residuo desagradable en la piel, al contrario, la piel queda hidratada y jugosa.

Textura de crema batida de la nueva mascarilla nocturna de Kiehl´s.


Perfecto como único paso de rutina tras la limpieza nocturna, y muy rápido, ¿verdad? Yo me la suelo aplicar un par de veces por semana, aunque en la marca nos dicen que se puede usar hasta cinco veces por semana. Está destinada a todo tipo de pieles, aunque yo la recomendaría especialmente para pieles secas, maduras o simplemente fatigadas. 

Pero lo mejor de todo es ver cómo al día siguiente la piel está mas descansada, suave y rellena, es perfecta para minimizar la cara de cansancio que entre semana y con el estrés diario va apareciendo en nuestra piel. Y esto es debido a sus ingredientes, contiene extracto de semilla de Hibisco con propiedades reafirmantes, extracto de hoja de jengibre con flavonoides que favorecen la suavidad de la piel y ayudan a producir ácido hialurónico de forma natural. Además contiene muchos más ingredientes hidratantes y suavizantes como son la manteca y aceite de karité, aceite de almendra dulce, de lavanda, cúrcuma, extracto de rosa damascena y de vainilla, lo que le aportan ese olor tan agradable y característico.

En mi caso esta mascarilla hace que la mañana después de aplicármela mi piel esté mas suave, más tersa y luminosa, y con menos signos de cansancio, que en mi caso y con dos niñas pequeñas, es ahora mismo mi objetivo principal, así que si este es vuestro caso también, si necesitáis un producto que haga que vuestra piel parezca menos apagada y cansada, os recomiendo que le echéis un vistazo a esta mascarilla.

Además, tengo que deciros que el próximo SÁBADO DÍA 12 se celebra el KIEHL´S FRIENDS AND FAMILY DAY este evento ya conocido por todas en el que todos los productos de la marca en su tienda online se encuentran con un -20% de descuento y con envío gratuito, perfecto para haceros con esta mascarilla (pincha),  u otros productos a los que tengáis echados el ojo. 

Además, si accedéis desde ESTE ENLACE y añadís el código FFXL, conseguiréis una muestra de tamaño XXL con vuestro pedido. Yo ya tengo varios productos en el carrito, ¿vosotras?






(Esta entrada contiene links de afiliado y el producto ha sido enviado por la marca).




viernes, 4 de mayo de 2018

¿Qué hay en el neceser de mi bolso?





Tengo que deciros que hasta hace unos años, mi neceser de maquillaje de mano tenía un tamaño más que considerable y llevaba casi lo mismo que en mi neceser de viaje, demasiado. Pero ¡ay, amigas! con el paso del tiempo las necesidades cambian, y ahora mismo a diario debo llevar varios neceseres, (el de las niñas, el de imprescindibles, etc) así es que el de maquillaje ha quedado reducido a unos básicos mínimos, eso sí, para mí infalibles.

Son productos que utilizo en su mayoría desde hace tiempo y que siempre me sacan del apuro, bien para retoques o bien para esos días en los que no me queda otra que maquillarme en los semáforos mientras por el retrovisor confirmo que las niñas no la estén liando demasiado. 

Empezamos por los básicos, y en mi neceser jamás puede faltar un bálsamo labial, en este caso utilizo el de caléndula de Amapola Bio. Es un bálsamo ecológico con caléndula, manteca de karité, aceite de almendras y aguacate. Me gusta mucho su olor y deja los labios suaves e hidratados, perfectos para el día a día.

Otros de mis básicos clásicos, porque ya ha salido en este blog muchas veces es la base en formato "almohadilla" de Lancôme Teint Idole, de la que os hablé largo y tendido en esta entrada.  Desde esta entrada ya lo he rellenado dos veces, ya que podemos comprar sólo el recambio, y sale mucho más económico además de generar menos residuos. Es una base perfecta para mí, el tono (01) se adapta a mi piel perfectamente, cobertura media pero acabado muy bonito y natural, buena duración y muy ligera sobre la piel. Definitivamente este formato me parece súper práctico para llevar en el bolso, me declaro desde que salió al mercado su fan más absoluta.

El último en llegar ha sido el estuche con base y corrector de ojos de la marca de cosmética natural LilyLolo, y ya se ha hecho un hueco en mi neceser de diario. Si bien a mí como prebase de ojos no me funciona demasiado bien ya que tengo los párpados muy grasos, como corrector me gusta mucho. La parte color piel es perfecta para cubrir imperfecciones, y la parte melocotón me encanta para neutralizar los tonos oscuros de mis ojeras, un 2 en 1 perfecto para tener siempre a mano, muy útil.





Si antes os hablaba de mi última adquisición, ahora volvemos a los clásicos, adoro los coloretes en crema, una vez que te acostumbras a ellos es difícil volver a los coloretes en formato polvo, y uno de mis favoritos desde hace tiempo es el tono 04 Rosewood de Clarins. Un tono rosa apagado muy natural que aplicado deja un rubor muy bonito; yo lo suelo aplicar con el dedo a toquecitos y es perfecto porque tienen una pigmentación media muy modulable que nos permite aplicar justo la cantidad que necesitamos sin pasarnos. Mejillas saludables si, rubor Heidi no, gracias.

Otro de mis clásicos, y si sois seguidoras del blog desde hace tiempo lo sabréis, es el lápiz de ojos resistente al agua en tono Chataigne de Lancôme. Un tono marrón intenso, con una duración en el párpado móvil espectacular y una pigmentación muy buena. Perfecto como base en ahumados, yo a diario lo utilizo para el delineado exterior y es el mejor que he probado, y creedme que he probado muchos.

No podría faltar en cualquier neceser de maquillaje una máscara de pestañas, yo suelo llevar las de formato pequeño, muy prácticas, cómodas  y además no se secan. Personalmente lo que más busco en una máscara es que aporte volumen, y Velvet Noir de Marc Jacobs lo hace. Tiene un goupillón cómodo, aplica la cantidad justa de máscara y no me deja grumos en las pestañas ni acaba caída sobre mi ojera, así que para mí es una máscara muy interesante, no descarto comprar el tamaño grande para usar en casa. Y si la máscara es imprescindible, también lo es un labial, y una vez preparado el labio, aplico el Long lasting de Ofra en el tono Pasadena, un tono nude/marrón que da el aspecto de labio mordido y no es nada seco para ser un labial líquido mate.

Lo compré un poco por casualidad y ha pasado a ser uno de mis favoritos, así que no descarto comprar alguno más. El problema es que no los encuentro en tienda física así que imposible probarlos, yo lo compro en la web de Primor.

Además de todas estas cosas, me gusta poner en el neceser alguna miniatura o muestra de perfume, el que uso últimamente es La Vie est Belle también de Lancôme, un perfume floral con corazón de patchouli, dulce, moderno y persistente, me gusta mucho. Y otro de mis básicos de los últimos días son las toallitas prensadas Naps, suelo meter una en el neceser siempre, veréis, son toallitas de algodón prensado que tienen el tamaño de una moneda de 5 cts. y que al contacto con cualquier líquido crecen hasta un tamaño de 25x25cms y valen prácticamente para todo: como sustitutas del algodón para desmaquillarnos, para limpiarnos las manos, limpiar a los niños, etc. Un salvavidas.

Además de estas cosas suelo tener siempre alguna goma de pelo, horquillas, en ocasiones colirio, y todo lo que os he enseñado lo suelo variar dependiendo sobre todo del tiempo, para verano los tonos son más vivos en los labiales y coloretes y en invierno más apagados, pero la variación es poca, la mayoría de básicos se mantienen. ¡Soy una clásica!

¿Qué os parece mi neceser de maquillaje? ¿Compartimos algún producto? ¿Algún otro que no deba perderme?





Design by Winter Studio © 2015.